Como la palabra lo dice, home office es trabajar en casa, esta innovadora actividad se ha vuelto muy popular con el tiempo, y hoy en día son cada vez más las empresas que se suman a esta práctica. Además de la actual contingencia a nivel mundial, existen muchas razones para considerar seguir esta actividad, como: incentivar colaboradores, ahorrar tiempo y dinero, y lograr una mayor productividad. ¿Te dieron o brindaste la posibilidad de trabajar desde tu casa durante esta temporada? En la siguiente entrada de blog te damos algunos consejos para mantener la concentración mientras haces home office y lograr todos tus objetivos personales y laborales.

1. Establece un lugar de trabajo

Lo ideal es encontrar un lugar en tu hogar donde puedas trabajar sin interrupciones, por lo que te recomendamos que busques ese espacio fuera de tu habitación que te de paz y te permita trabajar de manera habitual y sin mucho ruido; puedes improvisar un escritorio con una mesita que tengas en tu jardín, patio o sala, o simplemente utilizar tu comedor. ¡Ponte creativ@!

2. Respeta tus horarios

Recuerda que estar en casa no significa que puedas escoger tu horario laboral o manipularlo; procura respetar siempre tus horarios rutinarios, desde tu hora de hacer ejercicio, desayunar y alistarte para sentarte a trabajar, la ventaja es que tendrás una ventana de tiempo amplia para realizar todo lo anterior al omitir el traslado a la oficina. Para que tu rendimiento sea igual o mejor, si tu jornada normal es de 9 de la mañana a 6 de la tarde, con su respectiva hora de comida, trata de seguir esta rutina como si estuviera yendo a la oficina, para que cuando se llegue la hora de salida estés libre de pendientes y aproveches tu tiempo extra estando en casa.

3. Mantén claros tus objetivos

Solamente tú conoces el trabajo que haces, por lo que es muy importante que sigas todas tus tareas con normalidad a pesar de estar en casa; si estás o no acostumbrado a entregar resultados, te recomendamos que hagas una lista de actividades, te ayudará a lograr cada una de las metas que te pongas durante el día o la semana. ¡Es muy importante recordar que estás trabajando! 

4. Usa toda la tecnología disponible

En la actualidad la mayoría de los hogares cuentan con una conexión a Internet, asegúrate de que sea óptima para realizar tu trabajo; si llegas a tener algún inconveniente repórtalo a tu proveedor para que puedas seguir tus labores adecuadamente. También, existen un sinfín de aplicaciones y herramientas tecnológicas que hacen más ameno el home office y ayudan a mantener la comunicación con tus compañeros de trabajo, ya sea para una junta virtual o solamente consultar algo vía mensajes. Ten la certeza de que cada una de las herramientas disponibles sirve para algo, ¡manténte conectado! 

Si te encuentras haciendo home office, esperamos que estos consejos te ayuden en tu día a día durante esta temporada. Recuerda, ciuda de ti, #QuédateEnCasa y ¡aprovecha esta oportunidad al máximo! 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *